¿LÍDER SE HACE O SE NACE?

La realidad es que no todos somos líderes innatos, pero es cierto que algunos aprenden a serlo en el camino. Si tenés dudas acerca de si sos un buen líder o no, la Revista Forbes te propone responder tres simples preguntas para llegar a la respuesta adecuada.

El test está basado en un artículo de Gary Halman, experto en management y fundador de Strategos, una firma de consultoría internacional con sede en Chicago. En su artículo, Halman desarrolla un método para identificar los valores que ha de tener todo líder.

 

Las preguntas son las siguientes:

¿Quiénes son los más solicitados a la hora de pedir un consejo?

¿Quién responde más rápidamente a las dudas de sus compañeros?

Aquellos que responden, ¿son considerados los más idóneos para ayudar?

¿Quién es más probable que cruce los límites de la empresa para ayudar a un compañero?

¿De quién son las opiniones mejor valoradas interna y externamente?

¿Quién tiene mayor prestigio entre los clientes?

¿Quién está más intensamente conectado con los otros empleados?

¿Quién genera mayores comentarios fuera de la empresa?

¿Quién muestra constantemente tener pensamiento de líder?

¿Quién se muestra muy crítico con las decisiones clave?

 

La Revista Forbes ha resumido los estudios de Halman en tres simples preguntas, que responden a los seis atributos del “líder perfecto”: alguien en quien confiar, pasional, valiente, inteligente, generoso y visionario.

  • ¿Cuánto mira la gente en tu misma dirección?
  • ¿Cuánto valora la gente tus pensamientos
  • ¿Cómo te sientes de apoyado por los demás?

 

Te proponemos responder las preguntas lo más neutral y honestamente posible; puntuación del 1 (negativo) al 5 (positivo). Puedes repetir el ejercicio pidiéndole a una persona de confianza que te puntúe.

  

¡Hora de ver los resultados!

  • Si tu puntuación y la de tu compañero son altas, vas por muy buen camino. Seguí con tu modalidad de liderazgo y buscá otras alternativas para superarte.
  • Si tu puntuación es alta pero la de tu compañero es baja, probablemente significa que tienes una visión de ti mismo que no se corresponde con la de los demás. Estás creyendo que haces bien tu trabajo, pero no es el caso. Presta atención a lo que han dicho de ti en la prueba y pregunta a otros compañeros su opinión.
  • Si tu puntuación es baja y la de tu compañero es alta, puede que estés actuando como un líder pero no seas capaz de verlo. Analiza cómo te hablas a ti mismo. Hay un punto medio entre ser malo y ser demasiado bueno. Se trata de mantener la confianza. Si no lo haces es poco probable que accedas a mejores puestos de trabajo y a mayores responsabilidades.

 

  • Si tu puntuación y la de tu compañero son bajas, es recomendable que busques modelos en los que apoyarte. Piensa en alguien en el que los demás se sienten apoyados y que siempre está dispuesto a ayudar a otros sin pensar en su propio éxito. Cuando encuentres a esa persona cuéntale cuánto le admiras y pídele que sea tu mentor observándole y preguntándole.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *